Ficha técnica

Título: Un millonario africano | Autor: Grant Allen | Traducción y notas de Sonia Fernández Ordás | Editorial: Ediciones del Viento | Colección: Gran Viento del Oeste, nº 24 | ISBN 78-84-96964-53-2 | Páginas: 288 | PVP: 15,00 euros

Un millonario africano

EDICIONES DEL VIENTO

 

Grant Allen fue uno de los pioneros del género detectivesco, que le debe la argucia de utilizar a un timador como héroe -el ilustre coronel Clay-, que es también un caballero y el protagonista de esta obra. Un bribón que con su ingenio y su desfachatez acaba ganándose al lector, que asiste incrédulo a su capacidad para estafar una y otra vez, resultando de lo más ameno, gracias a su prosa ligera y sencilla, y a sus personajes, tan bien caracterizados. El coronel Clay es el primer miembro del club de los «caballeros bribones», ya que apareció dos años antes que el famoso Raffles de E.W. Hornung. Es la primera vez que estos deliciosos relatos se traducen al español.

 

I. El episodio del millonario africano

Me llamo Seymour Wilbraham Wentworth, y soy el cuñado y secretario de Sir Charles Vandrift, el famoso millonario y financiero surafricano. Hace muchos años, cuando Charlie Vandrift sólo era un modesto abogado en Ciudad del Cabo, tuve la (relativa) buena suerte de casarme con su hermana. Mucho más tarde, cuando las propiedades y la explotación que tenía cerca de Kimberley1 fueron creciendo gradualmente hasta convertirse en las Explotaciones Mineras Cloetedorp, S.L., mi cuñado me ofreció el nada mal remunerado puesto de secretario, en cuyo desempeño he sido desde entonces su devoto e inseparable compañero. No es un hombre al que un vulgar estafador pueda engañar; no a Charles Vandrift. De mediana estatura, complexión fuerte, mentón firme, buen ojo para todos los detalles, es la viva imagen de un genio de los negocios sagaz y triunfante. Sólo he conocido a un truhán que lograra embaucar a Sir Charles, y ese truhán, como luego recalcó el comisario de la policía de Niza, sin duda habría logrado embaucar a una sociedad formada por el detective Vidocq, el ilusionista Robert Houdin y el estafador y falso conde Cagliostro. 

[ADELANTO DEL LIBRO EN PDF]