Ficha técnica

Título: Los contrabandistas de libros y la epopeya para salvar los manuscritos de Tombuctú | Autor: Joshua Hammer |  Traducción: Mariano López Carrillo | Editorial: Malpaso Páginas 288 | ISBN: 978-84-16665-68-6 | Formato: 14 x 21 cm.  | Formato: Tapa dura  Precio: 22 euros | ebook: 7,99 Fecha: 2017

Los contrabandistas de libros

MALPASO

A la manera de la famosa novela de Ray Bradbury, Fahrenheit 451, Hammer nos embarca en esta épica y azarosa aventura digna de un Indiana Jones asistido por una bibliofilia a prueba de bombas. La historia comienza en Tombuctú en la década de los ochenta, cuando el historiador y bibliotecario Abdel Kader Haidara recibe el encargo de buscar y rescatar decenas de miles de manuscritos antiguos que han caído en el olvido. La maravillosa tarea emprendida por nuestro joven protagonista se ve seriamente amenazada cuando, en 2012, miles de militantes de Al Qaeda toman el control de la mayor parte de Mali. Tras la ocupación se impone la sharia, una cruel tradición que impone la mutilación a los ladrones, la lapidación de las parejas de hecho y la destrucción de cualquier texto que no cumpla con la ortodoxia islámica. A medida que los militantes toman el control de Tombuctú, Haidara se las ingenia para organizar una operación clandestina y peligrosa que sacará 300.000 volúmenes de la ciudad ocupada y los llevará al sur del país, que permanece bajo control gubernamental, a salvo de los desmanes terroristas. A caballo entre el rescate arqueológico, la novela de aventuras y la crónica de un ataque perfecto, Los contrabandistas de libros relata un acto de heroísmo en la lucha contra el terrorismo islamista. Una crónica electrizante que hará las delicias de libreros, bibliófilos y amantes de los libros.  

«Mezcla entre diario de viaje, reportaje, ensayo geopolítico y thriller, Los salvadores de los libros captura la historia vibrante y extraña de este país con una narrativa ágil que nos trasporta a esos titulares de guerra y horror.»The Washington Post

«El superhéroe-librero Abdel Kader Haidara es el salvador de la herencia cultural de un país»The Economist

«Hammer nos enseña un frente casi desconocido en la lucha entre la mayoría tolerante y los fundamentalistas islámicos, una situación normalmente presentada como un conflicto entre el Al Qaeda y el gobierno de Mali. Una historia de rabiosa actualidad.» The Seattle Times

«Un retrato escalofriante de un país asediado y un hombre que se atreve a desafiarlo.» Kirkus Review  

 

PRÓLOGO

El hombre se removió nervioso en el asiento del copiloto del todoterreno al aproximarse a la salida sur de la ciudad. En la carretera asfaltada, a la luz rosácea matinal del desierto, había dos hombres armados junto a un puesto de control hecho con un trozo de cuerda atado a dos barriles de petróleo. Eran unos tipos delgados con barba y turbante, y fusiles Kaláshnikov semiautomáticos colgando del hombro. «Respira profundamente -se dijo a sí mismo-. Sonríe. Muéstrate respetuoso.» La policía islámica ya le había detenido una vez, lo habían llevado ante un tribunal improvisado, lo habían interrogado y lo habían amenazado con aplicarle la sharía. En aquella ocasión, a duras penas había logrado persuadirlos de que lo dejaran en libertad, pero no podía contar con tener tanta suerte una segunda vez.

     Echó un vistazo a la parte trasera del coche, donde, cubiertos con una manta, había cinco baúles cerrados, cada uno de ellos rebosante de tesoros: cientos de manuscritos iluminados, algunos de los siglos XV y XVI, la Edad de Oro de Tombuctú, con sus cubiertas de piel de cabra con incrustaciones de piedras semipreciosas. Eran unas obras magníficas realizadas por los más dotados escribas de su tiempo, frágiles páginas cubiertas de densa caligrafía y complejos diseños geométricos en multitud de colores. Al Qaeda del Magreb Islámico, el grupo terrorista que había ocupado el norte del país hacía cuatro meses, había prometido en repetidas ocasiones a través de la televisión y la radio que los respetaría, pero pocos en la ciudad daban crédito a sus promesas. Los extremistas habían declarado la yihad contra todo lo que desafiara su visión de una sociedad islámica pura, y estos objetos -tratados de lógica, astrología y medicina, loas a la música o poemas de idealizado amor romántico- representaban cinco siglos de alegría humana. Cantaban a la sensualidad y a lo profano, y asumían explícitamente que la humanidad, a la par que Dios, era capaz de crear belleza, lo cual resultaba muy subversivo. Había miles de manuscritos como estos escondidos en lugares seguros de Tombuctú y ahora él, junto a un pequeño equipo, trataba de ponerlos a salvo.

[ADELANTO DEL LIBRO EN PDF]