Ficha técnica

Título: La guerra de los doscientos años. Aragón, Anjou y la lucha por el Mediterráneo| Autor: David Abufalia   | Traducción: David León Gómez | Editorial: Pasado y Presente | Formato: 14,5 x 22,5 cm | Encuadernación: Rústica | Páginas: 360 | ISBN: 9788494495090 | Fecha: feb-2017 | Precio: 25 euros

La guerra de los doscientos años

PASADO Y PRESENTE

Vuelve David Abulafia, autor del aclamado éxito de ventas El gran mar. Una historia humana del Mediterráneo, con una obra monumental cuyos protagonistas son las casas de Anjou y Aragón y su lucha por el Mediterráneo entre los siglos XIII y XVI.

Un libro que nos habla de monarcas que manejaron cotas de poder y dominio inauditas, que repasa la relación entre las culturas cristiana, judía y musulmana en los reinos de la corona catalanoaragonesa (poniendo el foco personajes intelectuales tan esenciales como Ramon Llull o Abraham Abulafia) y que plasma de forma magistral la obsesión por la conquista y el dominio del llamado «Reino de las Dos Sicilias», que marcó los entresijos de las casas reales de toda Europa entre 1200 y 1500. Un imprescindible para los amantes de la historia europea.

«La ‘cuestión siciliana’ (…) constituyó una de las grandes disputas eternas que arrastraron a papas, emperadores y príncipes franceses y españoles al campo de batalla desde finales del siglo XII hasta principios del XVI. (…) Aquí se pretende analizar la otra cara de España: la de la corona catalanoaragonesa, cuyos monarcas, sin dejar de participar de forma muy activa en los asuntos ibéricos, miraban cada vez en mayor medida hacia el Mediterráneo que se extendía más allá de las Baleares -Sicilia, Cerdeña y Nápoles- y cuyos dominios se hallaban a caballo entre Italia y España a mediados del siglo XV. El resultado es una visión de conjunto de los cambios políticos y económicos ocurridos en las tierras dispuestas en torno al Mediterráneo occidental, y no solo en Italia y España, sino también en Francia y aun en África, incluidas en la red política y económica de la corona de Aragón.» DAVID ABULAFIA (del Prefacio)

1 ORÍGENES DEL REINO DE SICILIA

El reclamo del sur La del reino normando de Sicilia y la Italia meridional, fundada en 1130, suele tenerse por una de las monarquías más fuertes y ricas de la Europa del siglo XII. Ya en el XIII, los legisladores e insurgentes del sur de Italia apelaron al derecho del rey Guillermo II* (muerto en 1189) como la encarnación del gobierno juicioso. La impresión de que los antiguos territorios normandos constituían una fuente de colosales riquezas y recursos militares seguía grabada a fuego en la conciencia de los conquistadores de la Baja Edad Media, como los invasores franceses Carlos de Anjou, coronado rey de Sicilia en 1266, y Carlos VIII de Valois, quien sumó el trono de Nápoles al de Francia entre 1494 y 1495.

Las primeras huestes normandas se habían sentido atraídas en el siglo xi por aquella «tierra de la que manan la leche y la miel», por citar el tono bíblico empleado por sus cronistas. Estos no iban a ser los últimos en comparar la abundancia de la Italia meridional con la de la tierra antigua de los hebreos, pues se dice que Federico II (muerto en 1250) lo hizo de forma aún más directa al aseverar que su reino de Sicilia habría brindado a los hijos de Israel un hogar más opulento que la Tierra Prometida de Canaán. Semejante persistencia en las fuentes históricas de la riqueza y el florecimiento del sur de la península itálica suscita dos cuestiones importantes: en qué grado actuó como un imán para quienes tenían intenciones de conquista y hasta dónde se hallaba fundada esta reputación en una realidad sólida.

[ADELANTO DEL LIBRO EN PDF]